Camarón, oda al playback


Llega el verano, llega la temporada de terrazas de verano. Desde hace un par de años, la Mostra de Cinema del Mediterrani ofrece un ciclo de películas gratuito en la playa de la Malvarrosa bajo el nombre de "Mostra a la mar". Anoche hacían Camarón de Jaime Chávarri y protagonizada por Óscar Jaenada secundado por Verónica Sánchez, entre otros actores. La película narra la vida de Camarón desde su niñez hasta el momento en que vuelve de EE.UU. tras serle diagnosticado el cáncer terminal que lo acabó matando. El filme por lo tanto se enmarca dentro del género biográfico, "biopic" como lo llaman los americanos. Lamentablemente no se sale de sus normas, cayendo en todos y cada uno de los males endémicos del género. Es un filme episódico pues resume más de cuarenta años de vida en menos de dos horas de metraje, dulcifica al personaje, se apiada de él, de manera que parece que nunca hicera nada malo. Camarón aparece dibujado como un genio mártir, incapaz de hacer ningún mal. Además la película, no muestra el proceso creativo del artista, apenas da algunas pinceladas, pero demasiado escasas, sobre todo teniendo en cuenta que Camarón fue un revolucionario dentro del mundo del Flamenco. Los personajes aparecen y desaparecen a lo largo del metraje, caso del de Verónica Sánchez que interpreta a su mujer, un personaje que es introducio hacia la mitad del metraje, mostrándonos el enamoramiento y la boda posterior, y desaparece hasta casi el final del metraje. Los personajes son unidimensionales, como ejemplo la primera novia de Camarón, una chica de la que lo único que sabemos es que es caprichosa, nada más. Además la película está continuamente sazonada con canciones del artista, pero no usándolas para hacer avanzar la película, cosa que sería lógica, sino como escenas de sus actuaciones por lo que acaba pareciendo un gran playback, con muchos medios, pero un playback, chirriando especialmente las diferencias en la calidad del sonido cuando cantan los personajes. A nivel interpretativo la película está muy bien, si bien no considero justos los premios otorgados a Jaenada por su interpretación, pues no deja de ser una imitación, una mimetización. Carlos Latre lo hace continuamente, a otro nivel de acuerdo, y no por ello le dan premios. La banda sonora original, que también la tiene, es discreta y vuelve a demostrar cómo muy pocos directores españoles saben hacer uso de la banda sonora original. Como dato positivo, descubrir la música de Camarón, buscaré sus experimentos musicales que parecen muy interesantes, pero lamentablemente apenas tienen reflejo en la película, que se centra básicamente en su problema con las drogas, aunque lo muestra sin garra, de modo que el infierno que atravesó el cantaor aparece demasiado suavizado. Finalmente, un detalle curioso, la escasez de actores gitanos en la película.

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Here are some links that I believe will be interested
Anónimo ha dicho que…
Here are some links that I believe will be interested
Anónimo ha dicho que…
Interesting site. Useful information. Bookmarked.
»
Anónimo ha dicho que…
Hi! Just want to say what a nice site. Bye, see you soon.
»